ANSE en la «4th Mediterranean Plant Conservation Week»

ANSE participará en la 4ª Semana de la Conservación Vegetal, que se celebrará del 23 al 27 de octubre en Valencia. Se trata de un congreso que pretende reunir a especialistas y personas interesadas en la investigación y gestión de la naturaleza, en particular en la conservación de las plantas silvestres y sus hábitats en todo el Mediterráneo.

Para esta edición, el congreso amplía su objetivo inicial -centrado en la conservación de las especies y las relaciones entre las personas y las plantas silvestres o cultivadas- hacia la recuperación complementaria de los hábitats, como contribución al Decenio de las Naciones Unidas para la Restauración de los Ecosistemas.

La Asociación ANSE llevará al Congreso tres proyectos que se encuentran actualmente en desarrollo, en los cuales se contemplan la restauración de ecosistemas mediante la inclusión de taxones vegetales amenazados y emblemáticos del sureste peninsular. Se presentarán las actuaciones implementadas en el marco del proyecto Bosque Romano, en cuyo contexto se creará un corredor verde al noroeste del núcleo urbano de Cartagena y se eliminará flora exótica invasora en zonas verdes y jardines, tanto públicos como privados. Todas estas acciones supondrán la restauración de grandes superficies, incorporando al terreno taxones vegetales autóctonos, algunos de ellos protegidos por la legislación.

También se presentarán los trabajos de restauración de bosque de ribera que comenzarán a desarrollarse en los próximos meses con el proyecto Fluviatilis. En el marco del citado proyecto se ha arrendado una finca de casi 4 hectáreas colindante con la Reserva Natural de Cañaverosa, ocupada por un cultivo de frutal abandonado que será eliminado, plantando en su lugar vegetación de bosque de galería. Además, se actuará sobre la caña (Arundo donax), especie exótica invasora que ocupa el borde del cauce, incorporando en estos tramos especies adaptadas a vivir en ambientes encharcados y con mayor humedad.

Por último, se presentará el proyecto Resalar, el cual tiene como fin compatibilizar la actividad salinera en las Salinas de Marchamalo, recuperadas después de un amplio periodo de inactividad, produciendo sal de forma artesanal y fomentando así la conservación de la biodiversidad. Por otro lado, el proyecto promueve la conservación y la recuperación de especies vegetales autóctonas propias de arenales costeros, como la sabina de las dunas (Juniperus phoenicea subsp turbinata), las repoblaciones con flora asociada a sistemas dunares y la eliminación de flora exótica invasora.

Los proyectos Fluviatilis, Bosque Romano y RESALAR cuentan con el apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), financiado por la Unión Europea – NextGenerationEU.

Además, RESALAR se encuentra vinculado al Marco de Actuaciones Prioritarias para la recuperación del Mar Menor del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.