Nuevos inquilinos en las instalaciones de Aguas de Murcia

La Fundación ANSE y Aguas de Murcia, a través del convenio titulado “Fomento de la biodiversidad para contribuir al fomento de los ecosistemas terrestres (ODS15), en el ámbito de Aguas de Murcia”, llevan varios años trabajando para conservar  y mejorar las instalaciones de la empresa municipal y el entorno de sus plantas de tratamiento. Durante esta primavera se han realizado revisiones de las cajas nido para aves que se instalaron durante los meses pasados con unos resultados muy positivos sobre su ocupación.

Pollo de carbonero común anillado en las instalaciones de Aguas de Murcia. Foto: ANSE(c)

Numerosas especies de aves tienen dificultad a la hora de encontrar lugares adecuados donde vivir, alimentarse o criar en nuestros Municipios. Los nuevos modelos arquitectónicos, la gestión del arbolado urbano, el modelo de limpieza de nuestros municipios, la proliferación de colonias felinas, etc., convierten a nuestros entornos urbanos en espacios cada vez menos amables con las aves.

Revisión de caja nido para aves. Foto: ANSE(c)

Incluso las aves más comunes, como los gorriones (Passer domesticus), están sufriendo un declive importante de sus poblaciones debido a estas causas, encontrando cada vez menos espacios para criar en nuestras urbes. Otras aves, como el carbonero común (Parus major), son estrictamente trogloditas y aprovechan agujeros de árboles, huecos de muros y taludes o grietas de rocas. Esto supone un problema ya que en ambientes urbanos los árboles viejos o muertos suelen ser eliminados, teniendo predominio las nuevas plantaciones de árboles jóvenes y con pocas oportunidades para nidificar.

Por ello, y bajo el convenio “Fomento de la biodiversidad para contribuir al fomento de los ecosistemas terrestres (ODS15), en el ámbito de Aguas de Murcia”, se ha trabajado en la instalación de cajas nido para distintas especies de aves. Un total de 25 cajas nido han sido colocadas en la ETAP de la Contraparada y la EDAR Murcia-Este, destacando el número de cajas destinadas a gorrión común y a carbonero común, de manera que estas pequeñas aves dispongan de nuevos lugares donde criar y reforzar así su población. Durante las pasadas semanas técnicos de ANSE realizaron una revisión de estas cajas para comprobar la tasa de ocupación, así como proceden a su marcaje mediante anillas metálicas y poder hacer un seguimiento una vez que estos ejemplares abandonen el nido.

Lo resultados de ocupación por el momento han sido 6 cajas nido ocupadas por gorrión común (Passer domesticus) y 5 por carbonero común (Parus major). A lo largo del mes se realizarán más revisiones encaminadas a conseguir más datos de ocupación así como marcar un número mayor de pollos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.