Voluntarios plantan un pequeño jardín para polinizadores que rinde homenaje a los antepasados en La Magdalena, Cartagena

Unos 300 plantones de flora autóctona fueron plantados este domingo con la ayuda de voluntarios y vecinos en La Magdalena. Se está ejecutando un jardín que rinde homenaje a los antepasados de la zona y contribuya a conservar los polinizadores.

Una veintena de voluntarios (en pequeños grupos y cumpliendo con las normas de protección frente a COVID) procedieron ayer a la plantación de unos 300 plantones de plantas autóctonas en La Magdalena (Cartagena) con objeto de iniciar la ejecución de una pequeña zona verde en recuerdo de los antepasados de la zona que contribuya a conservar los polinizadores de la zona.

En la actividad se plantaron diversas especies de la flora local como jaras (Cistus clusii, C.albidus, C.monspeliensis), lavandas (Lavandula dentata), mirtos (Myrtus communis), siemprevivas (Helichrysum stoechas) acompañadas de sauzgatillos (Vitex agnus-castus), una planta mediterránea de gran valor ornamental e interés para los polinizadores. Próximamente, está prevista la introducción de grandes árboles y arbustos (lentiscos, acebuches, sabinas moras) plantadas por los familiares de vecinos que serán recordados en el jardín. Las plantaciones fueron convocadas por la Asociación de Naturalistas del Sureste y por la Asociación de Vecinos de La Magdalena. En la iniciativa ha colaborado la sección de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Cartagena y la Ute Actúa-Acciona. El paisajista Andrés García Ruiz ha aportado el diseño para la creación de este nuevo entorno. Además, se contó con el apoyo de la Junta Vecinal de Los Molinos Marfagones.

Además del jardín está prevista la ejecución de un pequeño mirador que sirva tanto de punto de encuentro de los vecinos como de recuerdo de los antepasados, recuperando el conocimiento ecológico tradicional de nuestros mayores y la preservación de conocimientos entre generaciones, añadiendo el disfrute de las estupendas vistas panorámicas de una parte importante del campo de Cartagena, desde el que se observan distintos núcleos de población diseminados y diversos elementos geográficos significativos como el Mar Menor, la Sierra de Carrascoy, el Cabezo gordo de Torre Pacheco y el monte del Pericón entre otros.  Todas estas iniciativas se enmarcan en el proyecto “Jardín mirador de La Magdalena: el legado de nuestros antepasados” promovido por la Asociación de Vecinos de la Magdalena.

La iniciativa se enmarca en el proyecto “Corredores agrícolas para la adaptación al cambio climático de poblaciones de polinizadores” proyecto que cuenta con al apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, así como marcas de alimentos ecológicos Naturgreen y Ecomil. El proyecto cuenta con la supervisión científica del Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agroalimentario (IMIDA).

A %d blogueros les gusta esto: