ANSE condiciona el apoyo al Esquema Provisional de Temas Importantes (EpTI) a una mayor ambición ambiental del Plan de Cuenca

El representante en el consejo del Agua ha emitido voto favorable condicionado a una mayor ambición ambiental del Plan de Cuenca. El presidente de la CHS ha advertido al Consejo del Agua del riesgo de incumplimiento de la Directiva Marco del Agua.

Ayer por la mañana, el representante de ANSE emitió un voto favorable al Esquema Provisional de Temas Importantes (EpTI), condicionando el mismo a una mayor ambición ambiental en el futuro Plan Hidrológico de Cuenca (PHC).

En este sentido, ANSE ha recordado que, junto a WWF, remitió alegaciones al EpTI advirtiendo de los reparos que la propia Comisión Europea había realizado a los Planes de Cuenca de España. En las alegaciones, ANSE pidió que se abordasen de forma profunda en el Plan de Cuenca cuatro cuestiones  fundamentales: 

  1. Evaluar el fracaso de los anteriores Planes de Cuenca en la consecución de los objetivos.
  2. Abordar la gestión de las Especies Exóticas Invasoras y particularmente su entrada por el Trasvase Tajo-Segura.
  3. Retomar la recuperación de la conectividad fluvial.
  4. Considerar las necesidades de la red Natura 2000 respecto a la gestión de las masas de agua.

En el EpTi, la asociación ya identificó a la amplia extensión del regadío en la cuenca del Segura como el origen último de las principales presiones sobre los sistemas acuáticos: sobre-explotación de recursos hídricos y contaminación difusa.

Además, se propuso que la única solución posible pasa por reducir la superficie actual de regadío, desmantelando el regadío ilegal y procediendo al redimensionamiento y reconversión del regadío legal con la participación de las CCAA.

En este sentido, la re-adaptación de cultivos y la supeditación de dotaciones de agua a la protección de las masas de agua prevista en el EpTI se consideran medidas adecuadas para reducir presiones y avanzar en la adaptación a escenarios de cambio climático. 

Además,  la Asociación solicitó que existiese una correspondencia inequívoca entre Unidades de Demanda Agraria y Derechos de Agua Inscritos y que se imposibilite la futura regularización de nuevos regadíos, poniendo  fin a la huida hacia delante de Planes anteriores. 

ANSE señala la gravedad de la situación de la Cuenca, ya que el propio Presidente de la CHS, Mario Urrea, ha advertido al Consejo del Agua del riesgo de incumplimiento de la Directiva Marco del Agua en caso de mantenerse la inercia actual y además ha recordado los efectos que podría tener (sanciones) que afectaría a toda la sociedad.

En este sentido, ANSE considera que es el momento de apostar con un reversión del proceso de degradación de las masas de agua y que, por tanto, el próximo Plan de Cuenca debe implementar medidas eficaces requeridas por el marco normativo europeo. Dichas medidas deben garantizar el bienestar de los ciudadanos, la sostenibilidad de las actividades económicas y la adecuada conservación de los ríos, humedales y acuíferos, en el escenario de Cambio Climático que ya padecemos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.