¿Por qué actuar judicialmente contra ANSE en Cope cuando pudo haber un acuerdo?

ANSE muestra su perplejidad por la nota oficial de la Comunidad Autónoma en la que asegura que las fincas adquiridas por la Fundación ANSE en Cabo Cope siguen siendo propiedad de la Sareb.

ANSE recuerda que la firma de venta de Sareb a la Fundación ANSE de las 13 fincas que conforman la mayor parte de Cabo Cope y algunas otras próximas, se produjo a finales de marzo de 2020 ante notario, habiendo abonado a Sareb la totalidad de los 500.000 € acordados para la compra, para lo que la Fundación debió suscribir un préstamo ante una entidad bancaria, que nada tiene que ver con Sareb.

Toda la documentación sobre la compra, datos del préstamo y sobre otros gastos generados para la adquisición de Cabo Cope por la Fundación ANSE fueron remitidos a la CARM en su momento, rechazando el Gobierno Regional el pago de todos esos gastos, a excepción de los de notaría y registro. ¿Cómo puede asegurar entonces el Gobierno Regional que los terrenos siguen siendo propiedad de Sareb?. La Carm rechazo recientemente el recurso de reposición de la Fundación ANSE por el retracto, estando aún en plazo para la posible presentación de Recurso Contencioso Administrativo.

Por otra parte, ANSE recuerda que la misma Sareb ya respondió oficialmente a través de diversos medios de comunicación en 2020, cuando el Gobierno Regional aseguró que había realizado una oferta por los terrenos adquiridos por la Fundación ANSE: “No hemos tenido nunca ninguna oferta por ese suelo ni por la parte de la Región de Murcia ni de ninguna administración pública”.

La organización recuerda que comunicó al Gobierno Regional su disposición inicial para que las fincas pasaran a manos de la Comunidad Autónoma, siempre que se garantizara la conservación de Cabo Cope y del conjunto del Parque Regional, mediante la aprobación antes de la firma del retracto del Plan de Ordenación de Recursos Naturales del Parque y del Plan de Gestión del LIC.

La Comunidad Autónoma ha considerado en sus escritos de respuesta a ANSE que no correspondía entrar a valorar las peticiones de protección exigidas por la asociación para que las fincas pasaran a manos de la Comunidad Autónoma. Lo que el Gobierno Regional califica como “bloqueo” e “impedimento” es la “única garantía” para que los terrenos adquiridos por la Fundación ANSE sean protegidos para siempre, cuando ya han transcurrido 29 años desde aprobada la Ley que protegía la zona sin aprobarse el PORN, y existe una advertencia de la Unión Europea por incumplimiento de la Directiva de Hábitat.

ANSE mantuvo reuniones a final de la pasada legislatura tanto con representantes del Gobierno Regional como con la alcaldesa de Águilas para pedirles que compraran Cabo Cope a Sareb. La Asociación decidió gestionar la compra, con el apoyo de WWF, ante la negativa de hacerlo por las administraciones. La Fundación ANSE, y la asociación, han asumido un gran riesgo financiero con la suscripción de un importante préstamo, y han tenido que paralizar la campaña de recaudación de fondos ante el anuncio del retracto por la Comunidad Autónoma, que encima rechaza la mayoría de los gastos. 

Una imagen vale más que mil palabras

Como ejemplo de la falta de protección para el Parque Regional de Calnegre y Cabo Cope se adjuntan las fotografías tomadas el pasado domingo por ANSE, en las que se observan los regadíos intensivos junto a la torre de Cope, donde la Dirección de Patrimonio de la Comunidad Autónoma ha informado favorablemente la construcción de un macrocamping de lujo.

La falta de normativa específica de protección, que ANSE ha demandado para que pudiera hacerse efectivo el retracto, está permitiendo que la agricultura intensiva haya degradado esta zona, que el borrador del Plan de Ordenación de Recursos Naturales del Parque Regional elaborado en 2013-2014,  financiado con Fondos de la Unión Europea, catalogaba como de “Conservación Prioritaria”. Se observa la diferencia de conservación con los terrenos situados al norte de los cultivos, carentes también de medidas de protección, y parte de los cuales han sido adquiridos por la Fundación ANSE para su protección.

ANSE se pregunta, ¿Por qué la Comunidad Autónoma no compra los terrenos donde se proyecta el macrocamping de lujo junto a la torre de Cope, en lugar de quitarle a la Fundación ANSE lo que ya ha adquirido garantizando su protección?.

Hay que recordar que el proyecto urbanístico impulsado por la misma Comunidad Autónoma en Marina de Cope solamente fue paralizado tras la acción judicial de diversas organizaciones de defensa de la naturaleza, entre las que se encontraba ANSE.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.