Más de 1500 personas participan en actuaciones de divulgación y sensibilización sobre el papel de las ramblas

Charla en San Vicente Paul

Durante los 8 meses de desarrollo del proyecto “Adaptación al Cambio Global de ecosistemas de rambla en ambientes semiáridos a través de la restauración ecológica”, alrededor de 1500 estudiantes y docentes han participado en actividades de sensibilización sobre el papel de las ramblas en el sureste ibérico.

Se han desarrollado charlas divulgativas, debates participativos, itinerarios guiados, control de especies exóticas, plantaciones de vegetación autóctona y mantenimiento de las restauraciones con diferentes grupos, entre los que se encuentran niveles de Educación Primaria, Educación Secundaria, Bachiller y Formación Profesional, de distintos centros educativos de varios municipios de la Región de Murcia, como Cartagena, Murcia, Fuente Álamo, San Javier, Alcantarilla o Torres de Cotillas.

Plantación en Rambla del Cañar

Plantación en Rambla del Cañar © C.Martínez/ANSE

El pasado viernes 14 de junio de 2019 se presentaban los resultados del proyecto en la I Jornada Científico-Divulgativa del ENP “La Muela, Cabo Tiñoso y Roldán”, y una comunicación científica en el Congreso Restaurarios, celebrado entre el 12 y 14 de junio en la ciudad de Murcia.

Igualmente, se han desarrollado otras labores de divulgación, como la instalación de carteles informativos en los lugares de actuación y la creación de un apartado web sobre el proyecto.

Las ramblas en el sureste tienen importantes valores ambientales, y cuentan con las últimas poblaciones de especies tan interesantes como los matorrales arborescentes de azufaifo (Ziziphus lotus), un iberoafricanismo muy escaso en Europa, clasificado como hábitat prioritario por la Directiva Hábitat. Además, desarrollan un notable papel en la conservación de la biodiversidad, la conectividad de los espacios naturales y la evacuación de grandes cantidades de agua en las avenidas tras las lluvias torrenciales. Sin embargo, son espacios generalmente poco valorados por la población, que han sufrido notables presiones y modificaciones.

La presencia de especies exóticas invasoras como la caña común puede dificultar la evacuación del agua durante las avenidas, aumentar la pérdida de este recurso en momentos de sequía y la probabilidad de incendios y disminuir el alimento disponible para la fauna. En las actividades de divulgación y sensibilización se ha mostrado las actuaciones de restauración del ecosistema, a través de la sustitución de estas especies por vegetación autóctona puede mejorar el estado del ecosistema.

El proyecto Adaptación al Cambio Global de ecosistemas de rambla en ambientes semiáridos a través de la restauración ecológica, está desarrollado por ANSE con el apoyo del Ministerio para la Transición Ecológica a través de la Fundación Biodiversidad.

Para saber más, visita su página pinchando aquí


Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: