Más de 40 años de lucha

La Asociación de Naturalistas del Sureste, ANSE, es una organización sin ánimo de lucro, autónoma e independiente de cualquier partido político.

Sus fines son la defensa, divulgación y estudio de la naturaleza y del medio ambiente, comprendiendo su ámbito de actuación la Comunidad Autónoma de Murcia y las provincias de Alicante y Almería.

ANSE fue fundada en mayo de 1973, lo que la convierte en la asociación de sus características más antigua de Murcia y la cuarta de España.

Hay que remontarse al año 1971 para comprender los acontecimientos que motivaron su creación.

Los orígenes

En 1971, varias personas aficionadas a la observación de las aves residentes en Murcia y Alicante y miembros de la Sociedad Española de Ornitología (SEO), se conocen en las II Jornadas Ornitológicas Españolas que se celebran en Pamplona en el mes de septiembre.

Tras la celebración de esta reunión, ya de nuevo en Murcia, se plantean fundar un grupo dedicado a la observación y estudio de las aves. Nace así el Grupo Ornitológico deL Sureste (GOSE) que se constituye en febrero de 1972.

Los promotores de este grupo, que fueron cuatro, desarrollaban campos profesionales diversos pero les unía además de una gran amistad, un profundo interés por la naturaleza, en especial por las aves. Este grupo de entusiastas comienzan a trabajar juntos en actividades relacionadas principalmente con la observación de las aves. Durante 1972, se incorporan al GOSE nuevos miembros alcanzando a finales de ese año el número de 20 socios.

Durante aproximadamente el año en que el GOSE estuvo funcionando, se inician los censos invernales de aves acuáticas, se intensifica el anillamiento de aves (con la creación del Equipo de Anillamiento del Sureste, EQASE).

DoñanaPor las mismas fechas, un grupo de socios de la Sociedad Española de Ornitología (SEO) de Cartagena, organiza un viaje al coto de Doñana, en donde se unen algunos miembros del GOSE y establecen las primeras ideas de una posible asociación.

En 1973 sale a la luz pública la primera ley de protección de especies, y se ve la necesidad de acciones más directas, máxime ante las dificultades para recuperar un ejemplar de águila real herida por tiro de escopeta en una vivienda de La Alberca, Murcia. Hay una movilización para conseguir el ave y tras lograrlo con bastantes dificultades, inician el tratamiento para conseguir su total recuperación. Este hecho tuvo gran proyección en los medios de comunicación de la época, y fue la primera acción conservacionista de este grupo de naturalistas.

A partir de ese momento comenzaron a estudiar la idea de crear una asociación de mayor envergadura que diera cabida a cualquier persona interesada en la naturaleza y el medio ambiente y que fuera un medio eficaz para afrontar los problemas ambientales.

Tras las primeras reuniones para madurar la idea, se escoge un nombre para la nueva asociación que desde aquel momento pasaría a denominarse Asociación de Naturalistas del Sureste, ANSE, y se decide el ámbito territorial de actuación de la asociación, comprendiendo las provincias de Alicante, Murcia y Almería, que forman la unidad geográfica del SE peninsular.

En los siguientes días, contactan con algunos de los aficionados a la observación y estudio de la naturaleza que funcionaban independientemente. Se intenta con ello crear un núcleo inicial de socios para poder convocar Asamblea Fundacional, que finalmente se celebra en Murcia el 19 de mayo de 1973, con el correspondiente permiso gubernativo, asistiendo unos 40 socios fundadores.

En aquella primera reunión de socios se comenzó a entrever el espíritu con el que se fundó la Asociación, quedando definidos tres objetivos que marcarían la trayectoria de ANSE:

  1. Mentalización del público sobre el problema de la degradación del Medio Ambiente.
  2. Trabajos de campo, de investigación y censos biológicos.
  3. Vigilancia de las leyes vigentes sobre protección de la Naturaleza, con el propósito de la Asociación de denunciar en regla a aquellas personas que cometieran infracción.

ANSE en la década de los 70: 1ª etapa murciana

Tras casi un año de esfuerzos, durante el que hubo más ilusión que medios, para estructurar la organización y salvar trabas administrativas de la época para legalizarla, ANSE se integra en la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) y participa en la II Convención Nacional de Asociaciones de Amigos de la Naturaleza que se celebra en Asturias, como uno de los primeros intentos de unificar los criterios ecologistas.

Durante ese período se inician contactos con otras organizaciones del país que persiguen objetivos similares como ADENA, SEO, ASCAN, CEU de Alicante, y con otros organismos con competencias en materia ambiental como ICONA, Estación Biológica de Doñana, Centro Pirenaico de Biología Experimental de Jaca, etc.

Durante el primer año de existencia las actuaciones de ANSE son básicamente naturalistas y conservacionistas haciendo hincapié en la defensa y estudio de las aves rapaces y de las tortugas terrestres, se imparten numerosas charlas en centros de enseñanza, se graban varios programas radiofónicos, se inician las actividades de recuperación de aves en la Casa Forestal de El Valle cediendo ICONA para tal fin unas instalaciones anejas a la misma, en las que logran rehabilitar durante 1973 y 1974 un total de diez aves en peligro. En esa época se edita el primer boletín informativo, denominado Circular informativa, del que se publican dos números durante 1974.

A comienzos de ese año se había alcanzado el número de cien socios, elevándose esta cantidad en años posteriores a casi setecientos, gracias a la intensa actividad divulgadora desarrollada sobre todo en los centros docentes.

La etapa cartagenera

A finales de 1974, se produce una pequeña crisis interna que provoca el traslado del domicilio social de ANSE a Cartagena, haciéndose cargo los socios residentes en esa ciudad de la asociación a partir de comienzos de 1975. Las reuniones comienzan a celebrarse en la Real Sociedad Económica de Amigos del País.

En esas fechas, durante la primera asamblea celebrada en Cartagena, se establecen las modalidades de socio y se estudia la posibilidad de crear delegaciones de la Asociación con el fin de facilitar el contacto entre los socios y potenciar la actividad.

En agosto de 1975 se crea el primer grupo juvenil de ANSE en Águilas, por iniciativa de varios socios juveniles. Las actividad del Grupo Juvenil de Águilas se desarrolló durante 2 años realizando numerosos estudios sobre la fauna del municipio, diversas campañas de concienciación sobre fauna en peligro que incluyeron charlas, edición de carteles, excursiones y acampadas naturalistas e incluso dos números de un boletín denominado Erial que servía de medio de comunicación e información entre los socios. Este Grupo Juvenil llegó a contar con sede social.

En 1976 se funda el Grupo Juvenil del Valle de Escombreras, por los socios residentes en los poblados de Escombreras y Alumbres, en Cartagena. Durante 2 años desarrollan una intensa actividad de defensa de las aves, especialmente rapaces, y de las tortugas terrestres; se llevan a cabo campañas de vigilancia y control contra expolios de nidos de águila perdicera, halcón peregrino y cernícalo, así como campañas de anillamiento de aves en la zona. El Grupo Juvenil consiguió un local cedido por Repsol que conservó hasta 1978, año en que se disolvió.

En 1977 comienza en el ámbito general de la Asociación la 1ª Operación Tortuga, campaña que surge como necesidad de planificar bajo un denominador común todas las actuaciones que se estaban realizando para la defensa de las tortugas terrestres. Esta 1ª Operación Tortuga y las siguientes (se desarrollaron tres) pretendía la recuperación de ejemplares cautivos para devolverlos a su hábitat natural, la persecución de la tenencia y tráfico y la concienciación de los ciudadanos. Gracias a estas campañas fueron devueltos a la naturaleza casi un millar de ejemplares, y fueron interpuestas más de una veintena de denuncias por tráfico ilegal.

En junio de ese año, ANSE participa en una reunión de grupos ecologistas en La Granja (Segovia), en el bosque de Valsaín, donde surge la idea de crear la Federación del Movimiento Ecologista que se constituye varios meses después en Cercedilla (Madrid). De esta época data la edición del número, 0 de la publicación Testudo, revista científica de ANSE, como monografía sobre las Zonas Húmedas Sudalicantinas. Se edita el primer número del boletín Montgó.

ANSE en la década de los 80

Durante los primeros años de la década de los 80 y sobre todo a partir de 1984 comienza un período de estabilidad, que permite que se refuerce la infraestructura y que se comience a trabajar con intensidad, desarrollando numerosas actividades de investigación y de defensa de la naturaleza y estableciéndose las líneas generales de actuación de la Asociación e incrementándose las relaciones con otros grupos tanto de la región como deL resto del país.

En ese año se crea la Delegación Local de Murcia. De esa época merecen ser destacadas algunas de las acciones de ANSE- General, se ingresa en la Coordinadora para la Defensa de las Aves CODA (1981), se continúa con los censos invernales de aves acuáticas, comienzan las inspecciones costeras de aves petroleadas (1982), se participa en la creación de la Coordinadora para la Defensa de las Salinas de San Pedro (CODESSAP) para luchar contra los intentos de urbanizar este espacio, se participa en las 1 Jornadas sobre Espacios Naturales Amenazados celebradas en Burgos, con una ponencia sobre las Salinas de San Pedro del Pinatar (1982), se participa en el 1 Simposio sobre Zonas Húmedas del Sureste, organizadas por la Federación de Clubs Los Linces de Alicante y Murcia en Crevillente, se continúa con el anillainiento de aves, se crea el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre que se instala en la casa forestal de “El Sequén” en el Parque Natural de “El Valle” (1984), se organizan las VIII Jornadas Ornitológicas. Españolas (1985), se obtiene este mismo año el Premio Regional de Medio Ambiente y comienzan las acciones para la defensa de las Zonas Húmedas Sudalicantinas, se redactan los planes especiales de protección de Revolcadores-El Sabinar y El Carche, se interponen numerosas denuncias contra el trafico de especies protegidas, etc.

También de esa época data la reducción del ámbito de actuación de ANSE (1984), que pasa de abarcar las provincias de Alicante, Almería y Murcia a restringirse a la Región de Murcia, la fundación en Murcia de la primera delegación local y la aparición del boletín Baladre en 1984, que sustituye al boletín Montgó, cuyo último número, el 24, se publica en diciembre de 1983.

Tradicionalmente, en ANSE se habían desarrollado actividades de recuperación de animales silvestres, por ello en 1984 se decide iniciar las gestiones con la administración para la creación en Murcia de un centro para la recuperación de la fauna silvestre. Tras obtener las preceptivas autorizaciones, el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre se instala, en el mes de octubre de ese año, en la Casa Forestal “El Sequén”,- situada en el Parque Natural el Valle.

Posteriormente, en mayo de 1987, el CRFS, se traslada a unas nuevas instalaciones más apropiadas para ese fin. Desde su fundación y hasta comienzos de 1990, en que la Agencia Regional para el Medio Ambiente y la Naturaleza asume plenamente su gestión, fueron tratados en las dependencias de dicho Centro más de un millar de animales silvestres.

En 1985 se funda la Delegación Local de Cieza, al año siguiente las delegaciones de Calasparra y Cartagena y a comienzos de 1987 la de Abarán. También ese año se obtiene el Premio Regional de Medio Ambiente.

En Junio de 1987, ANSE organiza la Semana Monográfica sobre Portmán idea que surge como necesidad de denunciar de nuevo los vertidos de estériles en la Bahía de Portmán y a la vez de intentar hallar las soluciones más convenientes a tan arduo problema. Durante una semana se suceden las exposiciones, debates y mesas redondas de expertos y se saca a la calle un problema ambiental que venía afectando al litoral murciano desde hacía décadas.

Durante 1987 una serie de acontecimientos marcarían sustancialmente la trayectoria de la Asociación a partir de esa época y hasta la actualidad. El Presidente de la Asociación, que lo había sido desde 1984, abandona las obligaciones de su cargo presentando su dimisión en junio de ese año, poco después de concluir la Semana Monográfica sobre Portmán.

En los meses síguientes y tras ser nombrado un Vicepresidente que ejerce de Presidente en funciones, va dimitiendo la mayoría del resto de los miembros del equipo del anterior Presidente, que van siendo sustituidos por otros socios de ANSE que cubren las vacantes. A partir de ése momento y en los años posteriores, se inicia una etapa caracterizada por un notable cambio en la trayectoria de ANSE.

Los tres años anteriores se habían dedicado principalmente a fortalecer la estructura de ANSE, a potenciar la identidad de la asociación y a crear un mínimo de patrimonio, manteniendo un carácter principalmente naturalista.

A partir de 1988, ANSE dirigió progresivamente sus pasos hacia una forma de lucha más reivindicativa, convirtiéndose paulatinamente en un grupo ecologista comprometido con la problemática ambiental de la Región. En 1989 se constituyen la delegaciones locales de Orihuela y Santomera, y un año más tarde la de Alcantarilla.

En la actualidad la defensa de la naturaleza y el medio ambiente y la concienciación ciudadana son las vertientes de trabajo principales de esta organización ecologista. En este sentido se han orientado las actividades de los últimos años, destacando las campañas en defensa de las Zonas Húmedas Sudalicantinas, Embalse del Hondo, Salinas de Santa Pola, lagunas de la Mata y Torrevieja, que han culminado con la declaración de Paraje Natural Protegido para todas ellas (1988); la campaña para la defensa del carrizal de las Salinas de San Pedro del Pinatar; las acciones contra el entubamiento del Río Chícamo, en Abanilla; las acciones contra el vertido de aguas residuales procedentes del camping de La Puerta, en Moratalla; las denuncias contra la ARMAN ante la Abogacía del Estado por incumplimiento de la normativa vigente en materia de conservación al elaborar las órdenes de vedas; numerosas quejas y denuncias contra la Administración Regional y algunas administraciones locales ante la CEE por presuntas responsabilidades en atentados contra el medio; frecuentes denuncias por la vía judicial contra particulares y empresas por incumplimiento de la legislación en materia de conservación de la naturaleza y de la fauna y flora silvestres, como la denuncia y la querella interpuestas contra una empresa urbanizadora por la destrucción de las Salinas de Mazarrón; la campaña para la protección de la Tortuga Mora y la conservación de su hábitat, denominada Proyecto Testudo, cuyo objetivo principal es la adquisición de una finca para la creación de una’reserva; la “Campaña en favor de los derechos de los no cazadores”; los tradicionales recorridos en verano por el litoral murciano y alicantino divulgando la problemática de la costa, -denominados “Campaña del litoral”; los periódicos censos de aves y las inspecciones costeras de aves orilladas.

Asimismo se han mantenido durante estos años varias colaboraciones con los medios de comunicación, algunas de ellas de caracter estable (RNE Cartagena 0 de 1987 a 1990, RNE Murcia de 1988 hasta la actualidad, Antena 3 Murcia desde 1988 a 1990, etc.).

En 1989 se amplía el ámbito territorial de ANSE a la provincia de Alicante con la fundación de la Delegación Local de Orihuela. Durante ese año se crean también las de Alcantarilla y Santomera. En 1992 se modifica de nuevo el ámbito territorial ampliándolo a Almería.