ECOLOGISTAS Y AGRICULTORES PIDEN A LA CONSELLERÍA DE MEDIO AMBIENTE QUE SE PROTEJA DE LA CAZA UN IMPORTANTE SECTOR  DE LOS CARRIZALES DE ELCHE

 

morito_muerto

 

La pasada semana, Amigos de los Humedales del Sur de Alicante (AHSA), la Asociación de Naturalistas del Sureste y Juan Miguel Montaner, agricultor y propietario junto a su familia de mas de 200 ha. en Los Carrizales de Elche, presentaron un escrito ante la Consellería de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural solicitando la declaración de una Reserva de Fauna sobre los terrenos propiedad del mencionado agricultor. Con la declaración de esta figura de protección pretenden proteger del impacto de la caza a las numerosas especies, principalmente ornitológicas, que se encuentran en  Los Carrizales durante las diferentes vedas que lo afectan.

 

Los firmantes del escrito recuerdan que la figura de la Reserva de Fauna esta contemplada por la ley 13/2004, de Caza de la Comunidad Valenciana que regula la creación de refugios de fauna, estableciendo en su artículo 40 que: “Los refugios de fauna son zonas en las que, por razones singulares de protección de especies amenazadas, la caza debe quedar, temporal o definitivamente, prohibida”. Por lo que alegan que la zona propuesta, con una superficie de 233 ha., se trata de una de las áreas mejor conservadas de este espacio natural y presenta unos valores ornitológicos de gran interés. Entre los que destaca la presencia durante todo el año del morito  Plegadis falcinellus,  una especie de ibis que ha visto recuperar de forma espectacular sus poblaciones en Europa occidental, también en el caso de los humedales sudalicatinos, siendo Los Carrizales de Elche uno de los enclaves mas importantes como zona de alimentación de la especie, llegándose a registrar bandos de mas de 400 aves. Precisamente, hace unos días un ejemplar de esta especie fue encontrado muerto por el disparo de un cazador, en los mismos terrenos que ahora se pretende proteger.

 

Ecologistas y agricultores consideran inaceptable también el impacto sobre las numerosas rapaces que campean durante el otoño-invierno sobre esta zona agrícola, siendo las mas abundantes el aguilucho lagunero Circus aeruginosus, ratonero común Buteo buteo y el águila calzada Hieraaetus pennatus, con presencia mas escasa de aguilucho pálido Circus cyaneus, esmerejón Falco columbarius, águila moteada Aquila clanga y  halcón peregrino Falco peregrinus. Además recuerdan que se trata de una de las escasas zonas de invernada de la grulla común (Grus grus) en la Comunidad Valenciana, registrándose  pequeños bandos que pueden superar el medio centenar de aves. En total, señalan, son 47 las especies de aves protegidas por la legislación europea presentes a lo largo del año en Los Carrizales.

 

Esta medida es fruto del acuerdo de custodia, firmado en 2015 entre ambos grupos ecologistas y la familia de propietarios, que tiene entre otros objetivos conseguir el cese de la actividad cinegética en las 233 has afectadas por éste.

Por último, los firmantes recuerdan que son activos promotores del Parque Natural Agrario de Los Carrizales, un proyecto que tiene como objetivo revitalizar la actividad agrícola de la zona a través de una mejora de la calidad de los productos que allí se cultivan, de la puesta en valor de su interés ambiental y de la potenciación del uso público de este espacio natural, por lo que consideran que la actividad cinegética no es compatible con el modelo de desarrollo propuesto para la zona.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: