ANSE solicita que el arrui tenga consideración de especie exótica invasora

La Asociación de Naturalistas del Sureste se ha dirigido al Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino para pedir la inclusión del arrui en el Decreto de Especies Exóticas Invasoras. ANSE considera que las Administraciones deben dar ejemplo favoreciendo las especies autóctonas y trabajando en el control de las especies exóticas. La información científica disponible plantea serias dudas sobre la presunta neutralidad del arrui para los ecosistemas de la Región.

Arrui, (c) Conrado Requena

Diversas informaciones vienen anunciando las intenciones del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino de establecer una excepción para el arruí (Ammotragus lervia) en el Decreto de especies exóticas invasoras que se está tramitando actualmente. En este sentido, la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia viene mostrando a través de sus responsables su conformidad con esta decisión.

Sin embargo y a juicio de la Asociación, esta excepción no atiende a ningún criterio científico o técnico sólido pues la información de la que se dispone, apunta a que el arrui puede suponer un problema para los ecosistemas del sureste ibérico y particularmente para la recuperación de la cabra montés (Capra pyrenaica).

En este sentido, los estudios elaborados para la Comunidad Autónoma (por ejemplo, “ Especies exóticas invasoras de la Región de Murcia: Localización y propuestas de actuación” 2006 ) incluyen al arrui como una especie a controlar y advierten que “provoca daños sobre la vegetación autóctona bien por ingesta o por pisoteo. Compite con otras especies animales que no tienen la capacidad de reproducción y de adaptación que posee esta. Portador y transmisor potencial de enfermedades a la fauna nativa”. Los daños a la agricultura que produce esta especie son otro hecho a considerar.

Por otro lado, trabajos que han contado con la participación de la propia Comunidad Autónoma[i] concluyen que “Las escasas zonas de solapamiento parecen indicar la existencia de procesos de competencia” (entre la cabra montés y el arrui) y que este fenómeno puede estar teniendo efectos en las especies autóctonas ya que “el Arrui ocupa zonas, que el modelo propone como hábitats de elevada probabilidad de presencia para la Cabra Montés, lo que podría interferir en la recuperación de esta especie a escala regional”.

Otro estudio científico realizado por investigadores del CSIC[ii] alertaron de que “la actual expansión del arrui podría dar lugar a la invasión de los hábitats favorables para la cabra montés”. Asimismo, apuntan a la inadecuada gestión cinegética y a la desertificación como factores que están facilitando la expansión del arrui. Por esta razón, consideraban muy recomendable “erradicar o, al menos, controlar estas poblaciones exóticas, y promover prácticas de conservación activa, si se quiere preservar los recursos naturales únicos presentes en esa región europea”.

La decisión de establecer una excepción para el arruí entra en contradicción con las iniciativas puestas en marcha por las Comunidades Autónomas vecinas que reciben ejemplares procedentes, entre otras vías, de la Región de Murcia. Así, la Junta de Andalucía ha incluido al arrui en el Programa Andaluz para el control de especies exóticas invasoras. Por su parte, la Comunidad Valenciana incluyó el arrui en el Decreto de especies exóticas invasoras. Carece de todo sentido, que se venga invirtiendo dinero público en favorecer al arrui en la Región de Murcia, por ejemplo en el contexto de la Reserva Regional de Caza y posteriormente las Comunidades Autónomas vecinas deben invertir esfuerzos en controlar o erradicar los arruis.

Además, la Asociación recuerda que las propuestas para mantener bajo control a las poblaciones de arrui resulta poco creíbles ya que hasta la fecha la Comunidad Autónoma no ha conseguido erradicar un pequeño rebaño de muflón de Córcega (Ovis ammon) del Parque Regional de La Muela-Cabo Tiñoso que se introdujo hace más de 8 años.

Por esta razón, ANSE ha solicitado tanto a la Comunidad Autónoma como al Ministerio de Medio Ambiente que la gestión del arrui vaya encaminada, en primer lugar, a frenar la expansión de esta especie invasora, a través de la mejora y recuperación de las poblaciones de cabra montés y que se trabaje en su erradicación allí donde sea viable.

——————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————————–

[i] Pastor González, A., Sánchez-Zapata, J.A.., Eguia Martinez; S. y García Rodriguez, J. 2008. Solapamiento de hábitat y competencia entre la Cabra Montes y el Arrui en la Región de Murcia. Tendencias actuales en el Estudio y Conservación de los Caprinos Europeos. II CONGRESO INTERNACIONAL DEL GÉNERO CAPRA EN EUROPA.
 
[ii] Pelayo Acevedo, Jorge Cassinello, Joaquín Hortal, Christian Gortázar. Invasive exotic aoudad (Ammotragus lervia) as a major threat to native Iberian ibex (Capra pyrenaica): a habitat suitability model approach. Diversity and Distributions. 2007.
 
A %d blogueros les gusta esto: